Verano en Misiones: Río, selva, y diversidad para todos

La temporada turística, ha dejado de asomarse y ya se muestra a pleno. El segundo fin de semana de diciembre deja, además de un saldo positivo, una característica marcada por los últimos años: el inicio anticipado del verano.

Las altas temperaturas, combinadas con la infraestructura de los establecimientos recreativos y de alojamientos, más los eventos consolidados como parte de la agenda para todas las edades y bolsillos, hacen de la curva selvática, una opción ineludible para visitar o para quedarse.

Sin dudas, los acontecimientos destacados, sucedieron en Leandro N. Alem y en San Ignacio. La Fiesta Nacional de la Navidad del Litoral y la fecha de la Copa Wakeboard, respectivamente, convocaron a públicos diversos, con un elemento común: la familia que hace que cada lugar, cada arroyo, cada banco de arena, cada hotel, o cada uno de los cientos de pequeños campings que pueblan Misiones sean un gran hogar, donde todos son bien recibidos y se sienten como en casa. Son esos miles y miles de misioneros y misioneras que se dedican al Turismo; emprendimientos arraigados en su tierra que priorizan, ante todo, la atención y la calidez que caracteriza a cada casa donde se asiente una oportunidad de crecimiento.

Así, el movimiento turístico se empezó a sentir por toda la provincia, desde el Norte en las Cataratas del Iguazú que, como siempre, tuvieron un importante flujo de visitantes, hasta el Sur, en Posadas, que va sumando actividades a su propuesta de ciudad turística.

El gobernador de la provincia, Oscar Herrera, y el ratificado ministro de Turismo de Misiones, José María Arrúa, recorrieron el fin de semana, algunos atractivos. Durante su visita a Leandro N. Alem, se hicieron presentes en el predio de la Fiesta de la Navidad, junto al flamante intendente electo,Waldemar Wolenberg, y el diputado nacional Diego Sartori.

En la ocasión, Herrera destacó la incansable labor de la familia misionera del turismo, que ha logrado conquistar el desafío de convertir a la provincia en un destino de verano.

“El año pasado, Misiones alcanzó una estadía promedio de 5,2 noches, lo cual ya nos convierte en un destino vacacional. Las expectativas para esta temporada que comenzó, son las mejores. Y los desafíos por venir, nos ponen en un lugar de responsabilidad más complejo: Debemos conjugar la custodia de nuestra naturaleza y biodiversidad, con el imponente desarrollo turístico y, sobre todo, diversificarlo y hacerlo llegar a cada rincón de nuestros tres millones de hectáreas”, remarcó.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + diecinueve =