Obras para proveer agua segura a productores de San Ignacio

Más de 40 familias pertenecientes al Departamento San Ignacio accederán al agua mediante el sistema de recuperación de vertientes.

La Secretaría de Gobierno de Agroindustria de la Nación en articulación con los municipios de San Ignacio y General Urquiza, formularon y ejecutaron un Proyecto especial Pro Huerta destinado al desarrollo de obras de protección de vertientes y redes comunitarias de distribución de agua para agricultores familiares.

La participación de la cartera nacional se desarrolló a través de los equipos técnicos de la Secretaría de Agricultura Familiar, Coordinación y Desarrollo Territorial y de INTA, quienes impulsaron la gestión, formulación, seguimiento y ejecución de las obras que beneficiarán a 42 familias de agricultores garantizando el acceso a agua segura.

El proyecto especial Pro Huerta «Acceso al agua segura para productores familiares del departamento San Ignacio» implicó una inversión total de $1.807.130 que comprende las obras de recuperación de vertientes, la puesta en funcionamiento de redes comunitarias de distribución de agua, instalación de bombas y la colocación de tanques elevados para asegurar la provisión a las chacras de la red.

Las familias participantes del proyecto son productores de la agricultura familiar del departamento San Ignacio con unidades productivas de entre 2 a 5 hectáreas de superficie, dedicándose esencialmente al cultivo de mandioca, producción de hortalizas y cría de animales de granja.

 

Protección de vertientes

La protección de vertientes se destaca por ser un sistema sencillo y de bajo costo, que soluciona la falta de agua, las contaminaciones físicas y/o bactereológicas y facilita acceder a reservorios para las unidades productivas. Las obras previstas se realizan dentro de un enfoque de cuenca, protegiendo el recurso agua trabajando a nivel territorial, favoreciendo el aprovechamiento y conservación del agua, mejorando la infiltración que permita recargar las vertientes, facilitando mejores prácticas de cultivo, de manejo y conservación del suelo.

La construcción de vertientes protegidas compromete a la comunidad que utiliza recursos de fácil acceso en beneficio recíproco de las personas como para el fortalecimiento de la producción agropecuaria.

De esta manera la cartera agroindustrial de la nación trabaja junto a organismos provinciales y municipales acercando soluciones concretas a los pequeños productores a través de obras, capacitaciones y financiamiento con el fin de fortalecer las condiciones de producción y arraigo de las comunidades y productores de la agricultura familiar en todo el país.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 − cuatro =