Herrera Ahuad contundente contra quienes informan de manera irresponsable

El gobernador de Misiones, Dr. Oscar Herrera Ahuad, dejó un mensaje contundente contra aquellos periodistas, medios y quienes difunden por redes sociales de manera irresponsable tanto información falsa como imágenes de supuestos afectados con coronavirus.

En el contexto de la Emergencia Sanitaria y Epideiológica por el covid-19, el mandatario provincial cuestionó a quienes publican información sin corroborar y exponiendo imágenes de personas.

«El secreto profesional es algo que los médicos lo guardamos con mucha responsabilidad. Como médico, funcionario y gobernador de la provincia, esa responsabilidad siempre la voy a tener», recalcó Herrera Ahuad.

Seguidamente, se dirigió de manera directa a quienes difundieron de manera irresponsable y sin corroborar la información, «mañana podes ser vos, vos el que escribiste, podes tener esa enfermedad. Yo quiero saber como te vas a sentir si tu cara aparece por todos lados, yo quiero saber como vas a ir a la verdulería cuando pase todo esto».

«Entonces seamos responsables, muy responsables. Esa responsabilidad empieza por casa, por eso no me van a ver a mí estigmatizar a nadie, sí informar como se debe. Y como se debe es como se tienen que hacer las cosas, como la venimos haciendo en nuestra provincia, sin esconder absolutamente nada, mostrando todo el trabajo, la dedicación y el esfuerzo de cientos y cientos de misioneros», continuó.

Y concluyó enfatizando que ese trabajo también se lleva a cabo «con respeto por la vida, y el respeto por los seres humanos. Hoy hay gente que le falta el respeto al ser humano y eso no lo podemos permitir».

De esta manera, Herrera Ahuad salió al cruce de quienes en los últimos días -medios, periodistas y personas- que, con fines políticos y con el afán de captar la atención, vienen haciendo denodados esfuerzos por intentar encontrar algún caso positivo de coronavirus en Misiones, exponiendo a personas y tratando así de dilapidar la imagen de un gobierno que viene trabajando a diario y emitiendo constantes partes epidemiológicos de acceso público y de amplia difusión.

Lamentablemente, el accionar de este tipo de personas no sólo no genera ningún aporte social y va en detrimento del rol del periodista, sino que termina causando un severo daño en la sociedad, creando pánico, psicosis, angustia y desconfianza.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 − tres =